Cure4Life blog

Tags: deporteempezarentrenarmotivaciónrecomendaciones
FOTO: - Bron website
Geplaatst op: 11 noviembre 2016 om 11:07
Bewerkt op: 11 noviembre 2016 om 11:08

Tres consejos para empezar a practicar deporte

Si deseas realizar algún tipo de deporte durante el proceso de pérdida de peso, la motivación es fundamental. No empieces directamente con entrenamientos extremos; antes infórmate bien sobre los efectos del deporte en tu organismo. En este artículo sugerimos tres recomendaciones para los «nuevos deportistas».

1. ¿Qué te apasiona?

Como hemos dicho anteriormente, es importante elegir un deporte que te motive, ¡algo que te entusiasme! ¿No te apetece ir a correr al gimnasio? Entonces, ¿por qué no hacer running por el bosque o la playa? ¿Y bailar con tu pareja o con un amigo? ¿La equitación? Piensa en algo que estimule tu práctica. Así podrás disfrutarlo y perseverarás.

2. Ropa deportiva apropiada

Un segundo consejo es elegir una indumentaria adecuada. No es tan importante tener el «look deportivo» como que la ropa ayude al cuerpo durante el ejercicio físico. Que el equipamiento elegido sea apropiado o no depende de la calidad, de la comodidad y de cómo regula la humedad y la temperatura. En muchos deportes, es importante que las mujeres usen un sujetador deportivo, que evita incomodidades y reduce las lesiones en el tejido adiposo, además de proteger contra la flacidez de los senos. Si te gusta salir a correr, es importante utilizar unas buenas zapatillas, que disminuirán el riesgo de lesiones.

3. Calentamiento y estiramientos

Antes de empezar a practicar cualquier deporte, es fundamental preparar el cuerpo con ejercicios ligeros. Mediante el calentamiento, los músculos se desentumecen y entran en calor poco a poco, promoviendo la absorción de oxígeno, mejorando tu rendimiento y disminuyendo las posibilidades de lesionarse. Es también de gran importancia la fase de estiramientos. Durante la misma, el cuerpo y su temperatura regresan a su estado habitual, los ligamentos se relajan y se eliminan los residuos de los músculos, lo que reduce el riesgo de dolor muscular.

Tras el ejercicio, no olvides recuperar energías: hidrata tu organismo y adapta tu alimentación al esfuerzo realizado con opciones nutritivas sanas y saludables.

© 2021 Cure4Life. All Rights reserved.